Tecnologia


La oferta de valor inicial de la compañía -el buscador- se ha ampliado, abarcando casi la totalidad de las necesidades de creación, manejo y distribución de información y conocimiento. Google no sólo se ha transformado en la mayor empresa de internet, sino en la mayor empresa de publicidad y medios?donde nosotros somos la parte más activa de la creación de contenido.

01_308007841_36000.jpgLa mayoría de las empresas se esfuerzan en crear marca, pero son pocas las que logran crear una cultura y, literalmente, cambiar el mundo.

¿Un ejemplo? El consejo más común que recibe alguien que necesita saber algo es “Google It” (Googléalo). No es un piropo menor para una empresa fundada recién en 1998 con el objetivo de “organizar la información del mundo y hacerla universalmente accesible y útil”.

Hace diez años la empresa no existía, hace siete no tenía un modelo de negocios, pero en los últimos seis años ha adquirido total o parcialmente casi 50 compañías, y para mediados de 2006 estaba formada por más de 8.000 empleados, tenía ingresos por US$ 10.000 millones, y un flujo de caja operacional de US$ 4.000 millones. Hoy tiene más de 15.000 empleados.

Además, su oferta de valor inicial -el buscador- se ha ampliado abarcando casi la totalidad de las necesidades de creación, manejo y distribución de información y conocimiento. Google no sólo se ha transformado en la mayor empresa de internet, sino en la mayor empresa de publicidad y medios?donde nosotros somos la parte más activa de la creación de contenido.

Dos aspectos explican el porqué de este fenómeno. Primero, una oferta dramáticamente distinta que genera gran valor para el mercado y, segundo, un impacto económico y social que produce adopción y crecimiento viral. El valor para el mercado se da a dos niveles: impacto en los negocios y en la vida diaria.

¿En negocios? Tenemos versiones premium de sus productos, como GoogleEarth, que ha redefinido bases de datos geo-referenciadas, hasta una inteligencia y base publicitaria única en el mundo. Además, posee quizás la mayor base de usuarios del mundo, contada en millones? MUCHOS millones. Ha creado un nuevo modelo cultural de la empresa moderna: todos pueden innovar, casi todos sus productos interoperan, la mayoría funciona MUY bien, y generan una experiencia de consumo que nos hace pensar cómo hemos podido vivir sin sus productos. Ingredientes críticos para productos virales. Como resultado, Google es quizás una de las empresas de mayor carisma y mayor innovación del mundo.

¿Y la vida diaria? Nos la ha cambiado con más de 100 productos que van desde aplicaciones para computadores personales (PCs) hasta búsqueda, publicidad, comunicaciones, localización, entre otros. Al principio, se trataba de tener acceso a mucha información de manera simple y rápida. Hoy ha cambiado la manera en que pensamos acerca de información, desde tener acceso a libros en la web, conocer los restaurantes cercanos a casa con GoogleEarth o Maps y tener sus datos sólo con un clic. Nos hemos convertido en fotógrafos, y compartido nuestras fotos de lugares especiales en GoogleEarth. Nos hemos transformado en periodistas y directores de cine con videos a YouTube. Hemos sido diseñadores y compartido diseños con SketchUp, y dejado el dolor de cabeza de buscar archivos perdidos en nuestros computadores. De acuerdo a Tom O´Reilly, Google es quien mejor representa el espíritu de web 2.0, lo que no es poco, dado que la web 2.0 está cambiando nuestro futuro, creando comunidades cada vez más interconectadas.

Ofrece productos casi sin barreras de salida, y posee la base de usuarios de mayor lealtad que existe (aún más que Apple). No hace grandes campañas de marketing, pero es una de las marcas más reconocidas del mundo. Sus productos son fáciles e intuitivos de usar, livianos y gratis para usuarios finales, pero comerciales por naturaleza.

No sólo esto, sino que se ha comprometido con democratizar las tecnologías de la información al incorporarse al proyecto OLPC (One Laptop per Child); mediante GoogleWifi está ofreciendo servicios gratis de internet inalámbrica, y quiere revolucionar la telefonía móvil mediante GooglePhone.

Esto ya es bastante. Sin embargo, es interesante además ver el impacto que la empresa tiene en nuestra cultura cuando este impacto se institucionaliza. En julio de 2006 un nuevo verbo fue añadido al Merriam Webster Collegiate Dictionary y al Oxford English Dictionary: to google (googlear). Es un dato menor, pero fuerte, que no debe haber estado en los sueños de Larry Page y Sergey Brin cuando eran estudiantes de doctorado en Stanford a principios de 1998.

http://www.quepasa.cl/medio/articulo/0,0,38039290_101111578_307989044,00.html

portada.gif¿Tus retratos sufren la pesadilla de los ojos rojos? ¿Te invadió el acné justo durante la última sesión de fotos? ¿Se cruzó un Pindy frente al foco o se te quedó la fecha puesta? ¿O quizá te gustaría convertir una imagen en un regalo romántico? Tranquilo. Con Photoshop todo es cosa de un par de clics (…bueno, y unos 350 mil pesos para la licencia).

Aunque para la mayoría de mis trabajos gráficos Adobe Fireworks siempre ha sido mi aplicación favorita, es innegable que el peso pesado del ilusionismo digital (y del consumo de recursos) es Adobe Photoshop.

Sinónimo de edición fotográfica durante los últimos diez años – forjando incluso el poco ortodoxo término “photoshopear” – no es de extrañar que fuera creado por los hermanos Thomas y John Knoll, dos especialistas en efectos visuales para películas que trabajan en los estudios Industrial Light and Magic de George Lucas.

Pero mientras nadie puede poner en duda la calidad de los resultados de Photoshop, su uso profesional y gran cantidad de opciones le han granjeado una fama de programa complejo e indescifrable capaz de infundir temor hasta en el más atrevido de los usuarios.

(Pues claro, con aplicaciones tan variopintas que van desde la creación de publicaciones para imprenta hasta la edición de video, pasando por gráficos para la Web, no hay espíritu que resista).

Sin embargo las apariencias engañan. Photoshop también puede entregar resultados espectaculares con un apenas un mínimo de esfuerzo, y qué mejor forma de comprobarlo que ayudándonos a corregir o mejorar nuestras fotografías con algunas de sus herramientas especializadas.

Así que desempolva aquellas viejas fotos, saca de la papelera de reciclaje esas que considerabas causa perdida, o prepárate para darle un giro emotivo a las que parecían no tener mayor interés.

Photoshop is in da house!

Salvo que estés fotografiando conejos, es probable que enfrentarte al efecto de los ojos rojos sea uno de los peores fastidios en el mundo de la imagen digital. Provocado por el rebote del flash sobre la retina – que al dilatarse bajo condiciones de poca luz produce aquella irrigación vampírica – su sola presencia basta para arruinar un retrato, dándole un toque al más puro estilo Boris Karloff.

¡Pero se acabó! Gracias a la herramienta sustitución de color de Photoshop CS, corregir este feo defecto nos tomará… un abrir y cerrar de ojos.

(Sí. Esas frases como esa nos enseñan en la Escuela de Periodismo).

1. Abre la imagen afectada en Adobe Photoshop. Luego usa la lupa o el panel Navegador para acercarte hasta visualizar los ojos en forma cómoda.

2. Cambia el color principal a uno acorde con los ojos de la persona. Usar negro suele dar excelentes resultados en el 90% de los casos.

3. Escoge la herramienta Sustitución de Color (Color Replacement Tool). Recuerda que su ubicación puede variar dependiendo de la versión de Photoshop que poseas. En la barra superior de opciones elige un tamaño de pincel adecuado y las siguientes alternativas:

* Modo: Color
* Muestreo: Una vez (Sampling: Once)
* Límites: No contiguo (Limits: Discontiguous)
* Tolerancia: 30%

4. Por último, comienza a arrastrar el pincel rodeando la zona afectada del ojo. Recuerda que la cruz del puntero determina los pixeles a colorear.

(En vez de arrastrar, también puedes probar a hacer clic sobre distintas áreas).

Si pintas zonas no deseadas con mucha facilidad, puedes probar a reducir la tolerancia. Por el contrario, si te quedas corto, prueba a elevarla.

¡Y ya está! Ni con Colirio habría quedado mejor.

Eliminar una fecha (Parche)

De pequeño, teníamos una máquina a la que nunca supimos cómo indicarle que dejara de plasmar la fecha sobre la esquina de las fotografías. Y no importaba cuán solemne o especial fuera el momento: estábamos condenados a inmortalizarlo con esas cifras en rojo chillón que marcaban el instante exacto cuando fue capturado.

Claro, mejor olvidarse de las ampliaciones.

Ojalá por entonces hubiera tenido una herramienta como el Parche de Photoshop que, conjurando lo mejor del lazo de selección y el tampón de clonar, tiene efectos casi mágicos eliminando fechas, imperfecciones o hasta parientes indeseados… si se la usa con cuidado.

1. Abre la imagen en Adobe Photoshop y acércate a la zona afectada usando la lupa o el panel Navegador. Lo ideal es ver el suficiente detalle como para trabajar cómodo, pero sin exageraciones para evitar perder la noción general de la escena (un factor entre 150% y 200% suele ir de pelos).

2. Elige la herramienta Parche (Patch). Recuerda que su ubicación puede variar dependiendo de la versión de Photoshop que poseas. En la barra superior de opciones asegúrate de que Nueva Selección (New Selection) y Parche: Fuente (Patch: Source) estén seleccionadas.

3. Utiliza el cursor para crear una selección a pulso alrededor de la fecha (no… curado no diseñas mejor). Ten presente que la hebra que sobresale del parche es la que define el trazo. En lo posible trata de no abarcar zonas que tengan colores muy diferentes a tu área de trabajo.

Si no quedas conforme con la selección, siempre puedes pulsar CTRL+D (Deseleccionar) para comenzar de nuevo.

4. Una vez satisfecho, pulsa dentro de la selección y arrastra fuera hasta una zona contigua. Verás cómo el área que cubres se va “reflejando” sobre la zona afectada. Busca un sector de tonalidad similar y déjala caer, procurando que cualquier trazo recto quede bien alineado.

5. Nada más hayas soltado la selección, ésta zona se fusionará con el área que estás corrigiendo, eliminando el objeto que estaba molestando. Pulsa CTRL+D para observar mejor el truco y sorprende a tus amiguitos.

Ya podría haber un Parche para eliminar marzo, ¿eh?

photoshop.jpgMarcas en la piel (Pincel Corrector)

Confesar que “llevo tus marcas en la piel” puede ser una declaración muy romántica, pero si esto significa figurar en el anuario del colegio con más frituras que pan de pascua, probablemente contribuirá a hacernos de una “popularidad” que luego nos quitará ni una sesión con Freud (se los digo por experiencia).

Para que las marcas, espinillas, verrugas u otros vestigios sísmicos no dejen mella también en nuestra moral, nada mejor que el Pincel Corrector, ese que nos permitirá coger una muestra de colores de otras zonas de la cara para cubrir todos aquellos atentados a la vanidad cortesía de los poros.

Y por cierto, también servirá para eliminar rasgaduras, brillos, pelos indiscretos u otros elementos que no fueron invitados a la foto o que fueron incorporados por el paso del tiempo.

Vamos allá.

1. Abre la imagen a tratar en Adobe Photoshop. Nuevamente te puedes acercar usando la lupa o el panel Navegador para trabajar más cómodo, pero sin perder la noción general de la escena (quedarse entre el 100% y el 150% va de película).

2. Selecciona la herramienta Pincel Corrector (Healing Brush) y asegúrate de que las opciones en la barra superior estén en Modo Normal y Fuente de Muestreo (Source: Sampled). Además, elige un tamaño de pincel que vaya acorde a la imperfección por corregir.

3. Ahora, el asunto funciona así: mientras mantienes pulsado ALT (verás que el puntero adquiere una cruz), pulsa sobre una zona contigua al área afectada para tomar una “muestra”. Luego suelta tanto el botón del ratón como ALT y haz clic sobre el sector a corregir. Verás como la zona se parcha. Yay!

4. Repite la operación tantas veces como sea necesario, siguiendo estas recomendaciones:

* No arrastres el puntero. Lo mejor es tomar muestras y usarlas en un solo clic por vez.
* Toma las muestras lo más cercano posible al área afectada para mantener los tonos.
* No los alimentes después de las 12 de la noche… ah no, esos son otros…

Si te equivocas, recuerda que puedes deshacer el último desaguisado usando CTRL+Z, o el panel Historia para volver varios pasos atrás. Con un poco de paciencia (y algo de práctica), podrás rejuvenecer hasta a Elizabeth Taylor.

¿Se imaginan si vendieran esto en las farmacias?

El regalo romántico (Pincel Histórico)

Si gustas del romanticismo diabético, de seguro conoces el trabajo de Kim Anderson, un fotógrafo europeo que durante los últimos diez años ha cobrado fama mundial (más uno que otro millón de dólares) capturando imágenes de niños besándose y regalándose flores mientras usan la ropa de los papás.

Precisamente, uno de sus efectos favoritos es dejar las fotos en blanco y negro, conservando en color sólo algunos elementos destacables como rosas o sombreros. Pero mientras colorear un original en escala de grises puede ser un trabajo complejo y tedioso, hacerlo partiendo desde una foto a color es algo ridículamente sencillo cuando usamos el Pincel de Historia.

1. Abre la foto en Adobe Photoshop. Prefiere imágenes que tengan uno o más elementos dignos de destacar por sobre el fondo.

2. Primero, pasaremos la imagen a blanco y negro quitándole todo rastro de color, en un proceso conocido como Desaturación. Puedes aplicarlo desde el menú Imagen > Ajustes > Desaturar (Image > Adjustments > Desaturate).

3. Ya con la foto en escala de grises, selecciona el Pincel de Historia (History Brush). Pon mucha atención porque len algunas versiones de Photoshop los genios de Adobe le dieron casi el mismo nombre del Pincel Histórico Artístico, provocando confusiones.

Para evitarlas, fíjate en que su ícono tenga un pincel rodeado por una flecha.

4. En las opciones superiores elige un tamaño de pincel adecuado al área cuyo color deseas restaurar. Este paso es muy importante pues de él dependerá la precisión que tengas al pintar. Opcionalmente, puedes ampliar la visualización de la imagen usando la lupa o el panel Navegador.

5. Sin apuro, sin miedo, sin odio, ve deslizando el puntero por sobre la imagen. No temas cambiar el tamaño del pincel según la zona que te interese volver a colorear. El ideal es usar punteros gruesos para las zonas centrales de un elemento, cambiando a otros más finos a medida que te acercas a las orillas.

Un buen consejo es no mantener pulsado el ratón permanentemente, sino preferir las “pinceladas” donde levantas el puntero una y otra vez. De esta forma, si pintas fuera del tiesto podrás deshacer sólo ese paso pulsando CTRL+Z, en vez de arrastrar consigo el trabajo que ya estaba bien hecho.

6. Por último, quizá te interese saber que controlando el nivel de Opacidad (Opacity) en la barra superior de opciones, podrás definir la intensidad con que el color volverá a la imagen, desde 100% para su totalidad, hasta valores más bajos que le darán una sensación envejecida o deslavada. Experimenta combinando distintos porcentajes.

Owwww… Y así dicen que los computines no somos románticos.


celulares.gif

Según cifras del Instituto Nacional de Estadísticas correspondientes al cuarto trimestre, octubre-diciembre 2006, consignan un total de 12 millones 826 mil celulares en diciembre, lo que significa un aumento de un millón 665 mil unidades, respecto igual mes del año anterior.

El promedio mensual de celulares, el año 2006, fue de 11 millones 930 mil unidades, cifra superior a la de 2005, con un registro promedio mensual de 10 millones 465 mil aparatos de telefonía móvil.

En tanto, un total de dos mil 945 millones 396 llamadas nacionales se hicieron por teléfonos celulares durante el trimestre octubre-diciembre, cifra que representa el doble de las efectuadas por red fija, con mil 435 millones 217 llamadas.

Según las cifras del INE, el aumento de las llamadas nacionales por telefonía celular, fue de 11 por ciento respecto al trimestre anterior y de 19 por ciento en comparación a igual periodo del año anterior, mientras que las llamadas internacionales por esta misma vía registraron incrementos destacables con un 24,4 por ciento, respecto al trimestre julio-septiembre 2006 y 45,4 %, en comparación a octubre-diciembre de 2005.

Red fija

Las líneas en servicio de red fija disminuyeron un 4,5 por ciento los últimos doce meses de 2006; en tanto que las llamadas de telefonía fija disminuyeron un 2,9 por ciento, respecto del trimestre anterior y un 9,8 por ciento, respecto a igual periodo del año anterior.

En telefonía local, los usuarios ocuparon, en total, 3.050 millones minutos entre octubre y diciembre de 2006, lo que representa una disminución del 1,8%, respecto al trimestre anterior y un 6,6 por ciento, en relación al último trimestre de 2005.

En cuanto al servicio de larga distancia nacional, los usuarios de red fija hicieron 7,6 millones llamadas menos que en oct-dic 2005, lo que equivale a una disminución de 4,3 por ciento. En llamadas internacionales la cifra bajó un 6,3 por ciento

Volkswagen: automóvil del pueblo.

BMW: Bayerische Motoren Werke, fábricas bávaras de motores.

Mitsubishi: Tres Diamantes.

Audi: escucha, en latín el nombre de su creador, August Horch.

Alfa-Romeo: Originalmente ALFA (Anónima Lombarda Fabbrica Automobili) Más tarde, Nicola Romeo compró la compañía y anexó su nombre a la marca.

Toyota: abundancia y bienestar

Volvo: En latín yo ruedo

SAAB: Svenska Aeroplan AB, donde AB se refiere a Aktiebolag (sociedad anónima en sueco)

SEAT: Sociedad Española de Automóviles de Turismo

SUBARU: el nombre en japonés del cúmulo estelar de las Pléyades.

FIAT: Fabbrica Italiana Automobili Torino

 Opel: Por su fundador Adam Opel.

Aston Martin: De la unión de Aston Clinton (nombre de una competición contrareloj hasta la cima de una colina) y  el apellido de su fundador, Lionel Martin.

AutoVAZ: Volzhsky Automobilny Zavod (Fábrica de Automóviles del Volga). Seguro que nos suena más como LADA.

Bentley: Por su fundador Walter Owen Bentley.

Cadillac: Por Antoine Laumet de La Mothe, sieur de Cadillac, que fundó la ciudad de Detroit en 1701.

¿conoces alguna otra?. Añádela en los comentarios.

siiiiii1.jpgEstoy seguro que no soy el único que, tras descubrir Gmail, me quedé tan alucinado que decidí ser su profeta. Su funcionalidad me encanto, sus etiquetas me conquistaron y su Ajax me robó el corazón.

Así que intenté que todo el mundo pudiese compartir mi alegría. ¡Fuera Hotmail! Adiós a los cuelgues, al poco espacio (¿como podían dar SOLO 2 MB ?), a la mala gestión, a no poder encontrar nunca el mail que quieres… pero fracasé. Muy poca gente quiso compartir mi alegría.

Al principio me encerré en casa, sin querer salir, desconsolado que mi Gmail no tuviese más seguidores; de haber fallado como profeta.

Hasta que se me ocurrió la solución, pues ¿quien era el verdadero enemigo? Yo ya lo sabía: Era MSN Messenger.

Plataforma maldita, que impedía que el mensaje de Gmail llegase a los oídos profanos. Así que decidí hacer este sencillo tutorial, apto para los que no saben nada de informática, para que puedan saborear el néctar de Gmail.

Bueno, para aquellos que hayan podido sobrevivir a esta introducción tan freaky, aquí empiezo el tutorial:

1. Lo primero es conseguir una cuenta de Gmail. Podéis pedirla en los comentarios (dejando vuestro mail) o la podéis conseguir aquí.
Lo siguiente es utilizar la invitación para haceros una cuenta de gmail. Entrar en ella y observar lo cómodo que se hace (para tutoriales en español de gmail podéis buscar aquí)

2. Entrar en passport.net y registrarse. Recordar que debéis dar la opción de utilizar vuestra propia dirección de correo y subscribiros con vuestra nueva dirección de gmail.

3. Ir a la bandeja de entrada de vuestro gmail. Allí deberá aparecer un mensaje de passport.net para validar la cuenta. Validarla.
Ahora debéis entrar en vuestro MSN. Debéis cambiar vuestro Nick, avisando a todo el mundo de que os vais a cambiar de dirección. Por ejemplo: Althen Morgey ===>> ¡ME CAMBIO DE DIRECCIÓN A althenmorgey@gmail.com! ¡Borrar ésta y agregar la otra!
En el MSN, ir a la pestaña de Contactos y seleccionar “Guardar la Lista de Contactos”. Darle un nombre al archivo y listo. Esta cuenta ya no tendréis porque abrirla NUNCA más.

4. Cierra la sesión de MSN y vuelve abrirla; pero esta vez con e-mail de gmail y la contraseña que pusisteis al registraros en passport.
Una vez abierta, CAMBIAR EL NICK a uno que te identifique. Esto es muy importante, porque si no lo haces antes de invitar a tus antiguos contactos, tendrás que estar respondiendo durante media hora los “¿Quien eres?”. Por ejemplo: “Althen Morgey. ¡Esta es mi nueva cuenta! ¡Borrar la otra!

5. Finalmente, ir a la pestaña de Contactos, y seleccionar “Importar Contactos de un Archivo”, seleccionar el archivo que hemos hecho anteriormente y todos tus anteriores contactos se importaran. A todos ellos les aparecerá tu nueva cuenta con tu nuevo nick, así que todos sabrán quien eres y que te has cambiado de cuenta (recordar que te tienen que aceptar primero; por lo que es 100% seguro que van a ver que te has cambiado).

6. Este último paso es un poco más complicado; y solo merece la pena para aquellos que quieren conservar sus mails de hotmail en su nueva cuenta de gmail. Podéis llevaros todos los mensajes de Hotmail utilizando Getmail (descarga), aunque en este caso los mensajes aparecerán con la fecha del día; no con su verdadera fecha.

Espero que con esta guía, todos podamos convencer a nuestros amigos a que dejen a la “basura” de Hotmail y empiecen con Gmail (o cualquier otro servicio).

tvdigital_g.jpgComo una “gran oportunidad para disfrutar de la tecnología” calificaron los ejecutivos de la empresa VTR el nuevo soporte tecnológico que lanzará la empresa en el sur de Chile. Durante el segundo semestre de este año, la compañía de telecomunicaciones desarrollará su plan de implementación de televisión digital por primera vez en Valdivia, Osorno y Puerto Montt.

El subgerente general de VTR, Frederic Chaveyriat y el vicepresidente de asuntos públicos y corporativos Ernesto Evans, explicaron que la televisión digital es un servicio que va por el cable y tiene una oferta de canales que puede llegar a 500 señales. Además tiene aplicaciones de Pay Per View y Video On Demand, donde existe una biblioteca de películas que pueden ser descargadas y vistas a la hora que sea. Este servicio también permite manipular, detener y retroceder la programación, a gusto de los televidentes.

La tecnología D-Box permite estos beneficios, que incluyen además un control remoto universal, con el cual los usuarios podrán navegar por una amplia gama de contenidos disponibles en pantalla. Sólo se necesita incorporar un decodificador tipo DCT700 al televisor para poder disfrutar de esta tecnología.

VTR ya cuenta con más de 400 mil hogares de las regiones Quinta y Metropolitana conectados al servicio de televisión digital. “Esta es una oferta económica para el consumidor; más allá de la calidad del servicio es una experiencia nueva”, comentó Frederic Chaveyriat.

No se necesita televisor de plasma
 
Existe una confusión, según Ernesto Evans, que el público tiene entre los términos de televisión de plasma y televisión digital. Los televisores de plasma son monitores con imágenes de alta definición. En estas pantallas se utiliza una rejilla rellena de gas entre dos cristales separados por una distancia de 0.1 mm., que contiene partículas de fósforo que construyen la imagen. El ejecutivo asegura que no es necesario tener uno de estos televisores para disfrutar de la televisión digital.
 

http://www.australvaldivia.cl/prontus4_nots/site/artic/20070124/pags/20070124035407.html